Técnica pionera para enfermos graves de corazón y pulmón: Terapia de Oxigenación por Membrana Extracorpórea

30 01 2010

Se trata del ECMO, una Terapia de Oxigenación por Membrana Extracorpórea, usada en el Hospital Reina Sofía de Córdoba. Funciona con un a bomba centrífuga que aspira sangre para oxigenarla fuera del paciente y devolverla posteriormente a éste. El implante se realiza a través de la ingle. Su uso puede requerirse, sobre todo, ante trasplantes de corazón y pulmón. La última beneficiada, una mujer de 32 años, estuvo conectada a este dispositivo una semana.

La Terapia de Oxigenación por Membrana Extracorpórea (ECMO), aplicada por profesionales del Hospital Reina Sofía de Córdoba y que consiste en un dispositivo que sustituye temporalmente la función del corazón y de los pulmones, ha permitido salvar la vida de nueve pacientes desde mediados del pasado año.

Según ha informado el centro hospitalario en una nota, el dispositivo, que consta de un mecanismo artificial externo al paciente que funciona como soporte de la función respiratoria y circulatoria, consiste en una bomba centrífuga que aspira la sangre de las cavidades derechas del corazón.

Esta técnica ha permitido a personas en situaciones extremas salir adelante antes de que el fallo respiratorio o cardíaco dañe los órganos de forma irreversible

Más tarde, un oxigenador devuelve esta sangre ya oxigenada y regresa por el mismo dispositivo hacia las cavidades izquierdas cardiacas.

El implante del dispositivo puede realizarse a través de una incisión en la ingle a la altura de los vasos femorales, un acceso más cómodo y menos invasivo para el paciente que la apertura del tórax.

Desde que se implantó esta técnica pionera en Andalucía, un total de nueve pacientes se han beneficiado de ella, la última una mujer de 32 años que padecía una insuficiencia respiratoria aguda.

Este dispositivo permitió mantener con vida a la paciente en la UCI durante una semana hasta que sus pulmones se encontraron en disposición de realizar su función con normalidad.

Ésta ha sido la primera ocasión en la que la ECMO ha sido aplicada para tratar de resolver una insuficiencia respiratoria aguda de origen vírico de estas características.

Generalmente, las principales indicaciones de uso de este sistema son el pre y postrasplante cardíaco, tras una cirugía compleja de corazón o después de un trasplante pulmonar con disfunción del injerto.

El director de la Unidad de Gestión Clínica de Cirugía Cardiovascular, Ignacio Muñoz, y el especialista Javier Moya han destacado que los resultados de la técnica son “muy positivos porque han permitido que muchas personas salgan adelante tras pasar por situaciones extremas” y han insistido en la importancia de “usar la ECMO en el momento adecuado, antes de que el fallo respiratorio o cardíaco dañe los órganos de forma irreversible“.

Fuente: 20Minutos. Una técnica pionera ha salvado ya 9 vidas de enfermos muy graves de corazón y pulmón


Acciones

Information




A %d blogueros les gusta esto: