México ya puede ser .mx sin el .com

31 07 2009

Sitio web mexico.mx

Si se demora en registrarlo, algún ciberpirata puede ganarle el nombre.

Imagine que su compañía tiene un sitio web con operaciones en México que se llama “empresa.com.mx”.

Y que usted siempre estuvo pensando cómo simplificar el dominio para dejarlo en “empresa.mx”, sin el “com” de por medio.

Antes no se podía hacer el cambio, pero a partir de ahora es posible. Cualquier firma con un dominio registrado (.com.mx, .org.mx, .edu.mx o .gob.mx) tendrá la primera opción de acortar su dirección electrónica a .mx.

Pero si se demora mucho, algún ciberpirata puede ganarle el nombre y, aunque existen mecanismos para recuperarlo, no deja de ser un dolor de cabeza.

“Los privilegiados”

El proceso de creación de los dominios .mx se está desarrollando en México en tres etapas.

La primera consiste en que las empresas que ya tienen registrados sus dominios opten por la fórmula más corta por un valor de US$28 al año. Éste es el plazo que vence este viernes.

Lo que se busca es evitar especulaciones. Otros países han subastado los dominios, pero nosotros preferimos usar este modelo

Oscar Robles, NIC

“Es un privilegio para que los clientes actuales opten a los dominios .mx con tarifas preferenciales”, le dijo a BBC Mundo Oscar Robles, director general de NIC México, el ente que administra el registro de los dominios en este país.

Por ejemplo, hasta este viernes sólo Aeromexico puede comprar aeromexico.mx, pero después cualquiera.

La segunda etapa es la apertura del dominio .mx al público en general, bajo un esquema escalonado de precios.

Según datos de NIC, en México hay registrados cerca de 330.000 dominios, cifra que aumentará con la venta de los nuevos nombres terminados en .mx.

“Evitar especulaciones”

En esta fase, que comienza el 1 de septiembre, el dominio .mx costará US$1.000 y se irá reduciendo progresivamente cada semana, hasta llegar a US$35.

Teclado de computadora.

Muchas empresas han solicitado la posibilidad de tener una página más simple.

“Lo que se busca es evitar especulaciones. Otros países han subastado los dominios, pero nosotros preferimos usar este modelo”, señaló Robles.

El esquema opera bajo la premisa de que si una compañía quiere proteger su nombre en Internet, tendrá que comprar los potenciales dominios a los que pueden llegar sus clientes, para disminuir el riesgo.

La última etapa comienza el 31 de octubre, cuando la venta de dominios .mx se abre a todo el público con una tarifa fija de US$50.

¿Por qué no desde el principio?

Según Robles, en 1989 había dos grandes tendencias respecto a los dominios. Algunos países optaron por los nombres compuestos o “estructurados” y otros por los dominios planos, es decir, más cortos.

México siguió la tendencia de los dominios compuestos, pero hoy día muchas empresas han solicitado la posibilidad de tener una página más simple.

Es por eso que NIC México, el ente administrador de los nombres, tomó la decisión de lanzar al mercado el .mx
Y la respuesta ha sido favorable. Hasta ahora han registrado 35.000 nuevos dominios y esperan llegar a 50.000 antes de que termine este viernes.

“La solución menos mala”

Según Alejandro Pisanty, presidente de la Sociedad Internet de México, fue una buena opción que las empresas ya registradas tuvieran preferencia en la primera etapa.

Es una decisión que invita a la prudencia, es tomar partido por la estabilidad de Internet. No se trata de favorecer a las grandes empresas o ponerse de lado del dinero, es simplemente, optar por la menos mala de las soluciones

Alejandro Pisanty, Sociedad Internet de México

“Es una decisión que invita a la prudencia, es tomar partido por la estabilidad de Internet. No se trata de favorecer a las grandes empresas o ponerse de lado del dinero, es simplemente, optar por la menos mala de las soluciones”, dijo Pisanty en conversación con BBC Mundo.

En un mundo ideal, señaló el experto, lo mejor sería abrir los dominios a todos los usuarios al mismo tiempo, pero existen especuladores y piratas cibernéticos que tratan de comprar el máximo de dominios para revenderlos.

Y precisamente para zanjar los pleitos que existen por la propiedad de determinados dominios, fue creado un procedimiento de resolución de controversias a través de un centro de mediación y arbitraje administrado por la Organización Mundial de Propiedad Intelectual, OMPI.

¡Devuélveme el nombre!

Hasta ese lugar llegan miles de demandas por conflictos derivados de la posesión de dominios.

Aunque los expertos afirman que con el paso del tiempo la solución de las disputas es más rápida (no más de 90 días), también reconocen que existe un alto volumen de conflictos que mantiene ocupado a un ejército de abogados.

Es por eso que recomiendan a las empresas comprar su sitio .mx para evitar que otra persona lo haga primero.

Fuente: BBC. México ya puede ser .mx sin el .com

Anuncios

Acciones

Information




A %d blogueros les gusta esto: